LOS ESCALONES MORISCOS DEL BARRANCO DEL INFIERNO

LOS ESCALONES MORISCOS DEL BARRANCO DEL INFIERNO.

Al norte de Alicante, en la Comarca de La Marina Alta, podemos encontrar uno de los parajes más bellos de la provincia.

Si seguimos el curso del río Girona (río Ebo) desde su nacimiento, en la Vall d’Alcalá, y su paso por la Vall d’Ebo, donde comienza el Barranco del Infierno, llegamos hasta la Vall de Laguar, lugar donde ésta impresionante garganta nos muestra su cara más dura, peligrosa y espectacular.

Durante muchos siglos estuvieron estos valles habitados mayormente por los moriscos (musulmanes del Al-Andalus bautizados y convertidos al catolicismo tras la ‘reconquista’ de los Reyes Católicos) y aquí permanecieron y fueron de los últimos en resistir, antes de su expulsión definitiva en el año 1609, combatiendo con todas sus fuerzas y siendo derrotados en la parte más alta de la Sierra del Cavall Verd (Vall de Laguar).

En este valle, bien desde la población de Fleix o la de Benimaurell, arranca una de las rutas senderistas más hermosas y adrenalíticas del país. Un recorrido circular, de 15 kilómetros, con tres bajadas y tres subidas que ponen a prueba al excursionista. Durante todo el recorrido, rodeado de impresionantes vistas, el caminante debe enfrentarse a unos 6,873 escalones de origen morisco que terminan por darle al trayecto el nombre de ‘La Catedral del Senderismo’.

Fueron los moriscos , siglos atrás, los creadores de esta larga y serpenteante escalera, que tenía como objetivo el facilitar el acceso a los bancales y los campos de cultivo de uno y de otro lado del río. Tierras ricas en aceitunas, almendras, higos, uvas, algarrobas, etc…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.